Legrand
Tweet
Logo Legrand
HOME > En 2018, uno de cada cinco watt provino de energías renovables

En 2018, uno de cada cinco watt provino de energías renovables

Legrand

Una excelente noticia dio a conocer recientemente el Ministerio de Energía. Nuestro país ya logró que un quinto de la capacidad instalada en esta materia provenga de energías renovables. Un gran salto hacia el cumplimiento de los compromisos internacionales, pero también hacia el mejoramiento de la calidad de vida de chilenos y chilenas.

Las energías renovables vienen teniendo un fuerte repunte en los últimos años y este 2018 no fue la excepción, ya que alcanzaron al 20,8% de la matriz eléctrica compuesta por 23.478 MW. Asimismo, el 92 por ciento de los 715 MW que comenzaron a operar provinieron de fuentes solares (59%) y eólicas (32%).En el recuento se incluye que la inversión energética superó los US$3.100 millones, es decir el 21 por ciento de la inversión total. Con ello, quedó en tercer lugar como sector productivo tras la minería y obras públicas.

Lo anterior llevó a afirmar a la ministra del sector, Susana Jiménez, que "estas cifras son claras en mostrar que las energías renovables llegaron para quedarse y que tienen un enorme potencial en nuestro país".

Las expectativas futuras también son muy positivas gracias a que se aprobaron proyectos de generación eléctrica por US$4.850 millones, equivalentes a otros 3.653 MW.

En electromovilidad -aunque todavía es lento- también se registraron avances. La flota de vehículos eléctricos llegó a 525, duplicando los 243 de 2017; también están circulando 200 buses. Además, los cargadores eléctricos pasaron de 22 a 44; en 2019 se espera que superen los 150.

Otro indicador relevante es el 104% de aumento de la generación distribuida para autoconsumo, que alcanzó una capacidad instalada de 24,2 MW.

Actualmente están en curso 21 contratos de suministro de gas natural, lo que para la ministra de Energía es un gran paso "para la flexibilización y descarbonización de nuestra matriz energética". En enero de 2018, los propietarios de activos de carbón firmaron un acuerdo comprometiéndose a no invertir en nuevas plantas de este tipo. En alianza con el gobierno, junto a otros actores están trabajando en un plan de descarbonización que apunta a retirar o convertir todas las plantas de carbón para 2040.

Pese a las buenas noticias, los planes son ambiciosos. Aún falta para alcanzar las metas gubernamentales. Estas incluyen que el veinte por ciento de la generación en las empresas públicas sea limpia al 2025. Asimismo, que diez años después el 60 por ciento de toda la energía provenga de fuentes renovables y, al 2050, el país pretende tener una generación de energías renovables que cubra el 70 por ciento de sus requerimientos.

Ver ediciones anteriores

 

Síguenos en nuestras redes sociales